Jamón Ibérico de Guijuelo, el rey de cualquier reunión

¿Quien diría que no a un buen Jamón Ibérico? ¡Nadie! Su sabor irresistible, atemporal, intenso, indescriptible… hace que siempre sea el rey de cualquier reunión. El plato que antes se acaba, el aperitivo estrella. ¡La merienda que nunca se deja!

 

Fuente nutritiva, sabor único en el mundo que nos identifica fuera de España y hace de esta delicia una seña de identidad tradicional.

Pero no todo es tentación y sabor, también es salud. Y es que el Jamón Ibérico, dentro del marco de una alimentación equilibrada, nos aporta muchos beneficios para mantener nuestro ritmo de vida con una sonrisa.

 

¿Por qué el Jamón Ibérico es bueno para nuestra salud?

 

  • Alimento recomendable en las dietas hipocalóricas, tan solo tiene unas 150 kilocalorías por 50 gramos.
  • Contiene ácido oleico, equivalente en su esencia natural al aceite de Oliva, con propiedades cardiosaludables.
  • Tiene menos colesterol que otras carnes, ya que el ácido oleico facilita la producción de HDL (colesterol bueno).
  • Su consumo nos aporta zinc, fósforo, potasio y hierro. Favorece el buen funcionamiento del cerebro, destreza mental y el sistema nervioso. El zinc destaca como un aliado para el óptimo mantenimiento del sistema inmunológico.
  • El Jamón Ibérico no necesita colorantes y es muy digestivo.
  • Su aporte vitamínico es similar al de otras carnes y destaca su aporte de vitamina E, antioxidante que defiende al organismo de los radicales libres.
  • Aunque está curado en sal, apenas contiene este mineral, por lo que es apto para dietas bajas en sal.

 

Sabías que…

 

El Consejo Regulador DOP Jamón de Guijuelo protege jamones y paletas curados procedentes de cerdos de la raza porcina Ibérica o cruce del 75% de sangre ibérica y 25% de la raza Duroc-Jersey explotados en las dehesas de encina y alcornoque.La zona de sacrificio y de elaboración de jamones y paletas protegidas comprende la comarca de Guijuelo, enclavada en las estribaciones del Sistema Central: Sierra de Béjar y Francia, en el corazón de la Dehesa Castellana, con una altitud media de 1.000 metros.

 

detalle_imagen_galeria_tds